Karl KALB, alias Charles KALB

(Miletin, 1866-≥ 1908)

kalb

1

Salomon Kalb esposo de Karoline Singer. Hijo:

  • Karl Kalb (Miletin (Austria), 18/08/1866-≥ 1908) [esposo/compañero]  de [Mary Fay].

2

Jon LETAMENDI
Jean-Claude SEGUIN VERGARA

Entre fonógrafo e ilusionismo ([1889]-1895)

Hijo de un comerciante de Miletin (Austria, hoy República Checa) y de religión judía, Karl Kalb empieza su carrera artística durante los años 1880. Lo primero que sabemos de él es que ya en 1889 viaja por EspañaSi nos atenemos a los anuncios periodísticos, Charles Bell -seudónimo que utliza más tarde- ha estado por primera vez en España, ese mismo año:

Mr. Bell es el único que obtuvo la gran distinción de presentar sus notables trabajos delante S.S.M.M. y A.R. el 27 de Mayo de 1889 en el real palacio de Madrid, y el día 2 de Junio de 1892 en el real palacio de Aranjuez.


La Libertad, Vitoria, 4 de noviembre de 1892, p. 3.

Aunque estas fechas no se han podido confirmar, su precisión autoriza que se las considere como buenas. Durante su carrera, Karl Kalb va a utilizar varias variantes de su nombre o seudónimos. Cuando se le localiza por primera vez en la prensa, es en marzo de 1890, aunque es bastante probable que ya haya recorrido parte de la Península. En estos primeros momentos de su carrera, utiliza su nombre apenas transformado: Charles Kalb. Se dedica esencialmente a realizar demostraciones del fonógrafo de Edison. En febrero de 1890, está en Barcelona:

La empresa del teatro Circo de la plaza de Cataluña, deseando complacer a sus favorecedores, ha contratado por muy corto número de funciones un espectáculo el más sorprendente, científico e interesante de este siglo; “El Fonógrafo de Edison”, en su mayor perfección, presentado por Sir Charles Kalb, el único representante en España y Portugal, de este notable invento.


La Dinastía, Barcelona, viernes 28 de febrero de 1890, p. 2.

En Gerona, un artículo bastante detallado nos indica que todavía no es un experto en el manejo del aparato, además bastante anticuado:

Como anunciábamos en nuestra edición, anterior, el sábado por la noche en el "Casino Gerundense" y el domingo en el Teatro del "Nuevo Orfeón" exhibió Sir Charles Kalb el Fonógrafo de Edison, pero no el fonógrafo perfeccionado, el primitivo fonógrafo ya exhibido en esta ciudad hace siete u ocho años. En el Instituo de 2.ª enseñanza y en la cada día más acreditada "Academia Gerundense", que diirije D. M. Carlos del Coral, hay ejemplares o mejores que el exhibido con tanto aparato por Sir Charles. Por esto y por que no resultó manejado con perfecta maestría, no satisfizo a los espectadores.
Gustó más y entretuvo más el ventrílocuo, Sir James, no tanto por sus facultades de tal, que no son una maravilla, como por los regulares y acomodados movimientos de los autómatas que presentó y cuyos mecanismos manejaba perfectamente.
La concurrencia no fue muy numerosa ni en el "Casino" ni en el "Nuevo Orfeón".


La Nueva Lucha, Gerona, 4 de marzo de 1890, p. 3.

También, meses más tarde, está en Lérida (mayo de 1890), con el mismo aparato. Esta presentación del aparato de Edison es la primera gira conocida de Karl Kalb y tiene la particularidad de ponerlo en contacto con esta nueva tecnología, anticipando así su gira con el cinematógrafo, en 1896. 

Forma luego una pareja artística con un tal Stanley, y se presentan como "ilusionistas norteamericanos". Están en Gerona donde ejecutan "suertes ilusionistas", en el Circo Álvarez (La Lucha, Gerona, 2 de julio de 1891, p. 3). En los primeros días del año siguiente, los dos artistas vuelven a la zona Mediterránea y siguen con números parecidos:

Anoche actuaron en el teatro Principal los afamados ilusionistas Bell y Stanley, ejecutando trabajos admirables con precisión y maestría consumadas.
Los experimentos Leonive a la Ling Lock, El correo diabólico, La caza sin armas y el Castillo de los espíritus, merecieron el unánime aplauso del público.
Bell y Stanley trabajan sin aparatos, por lo que son más de admirar los resultados que obtienen, con solo su varita mágica.
Esta noche verificarán notables experimentos de sugestión mental, y nuestro público podrá presenciar todo lo que ha leído en la prensa del Doctor Cumberland, y se nos dice que en uno de llos obsequiarán a los concurrentes con suculento café de Mocka.


El Eco de la provincia, Reus, 29 enero 1892, p. 2. 

Tras algunos meses de colaboración, la pareja se separa, y ya en marzo de 1892, Charles Bell presenta sus números de varieté, de nuevo solo, durante algunos meses. Entre los muchos artículos de prensa, sólo algunos nos permiten mejor conocer el tipo de espectáculos que Karl Kalb va presentando:

Anoche tuvo lugar ante una escogida concurrencia en el salón del Café de la Casino [sic] una notable velada por el célebre ilusionista Mr. Gharles Bell [sic].
Es verdad que se presentan muchos artistas en el género tan visto de prestidigitación pero podemos con entera justicia asegurar que los ejercicios de Mr. Bell salen del nivel ordinario. Sus elegantes maneras y hábiles producciones llamaron mucho la atención de los concurrentes que se despidieron de dicho simpático artista, con vivos deseos de poderle admirar de nuevo en una segunda presentación Orihuela.
Sus ilusiones, como el gran Café de París, los proyectiles vivos, el castillo por los espíritus y sus graciosas explicaciones de las trampas de los prestidigitadores, valieron muchos y merecios aplausos a Mr. Belle [sic]. Su habilidad en el arte de la caligrafía es sobresaliente, ejecutando en cinco minutos y a presencia del público, trabajos que otro calígafo no ejecutaría en una hora.
Esperamos que Mr. Belle [sic] dé alguna función en nuestro coliseo para que pueda el público admirar sus notables trabajos.


El Independiente, Orihuela, 14 de marzo de 1892, p. 3.

Las ilusiones de Charles Bell pertenecen a los numerosos trucos que ya existen a finales del siglo XIX, aunque no podemos saber exactamente lo que se esconde detrás de ilusionismos como "el castillo por los espíritus". Lo que parece ser una marca, ya, de Karl Kalb es el buen humor. También lo volvemos a encontrar en Murcia (La Paz de Murcia, Murcia, viernes 22 de abril de 1892, p. 3). Sin embargo, a los pocos meses, una modificación importante se produce, ya que vuelve a formar pareja artística, esta vez con Mary Fay -otro seudónimo probable- como la cual sigue durante años presentando números de ilusionismo. Tal vez se pueda pensar que también son pareja en la vida. Estamos en Bilbao, en octubre de 1892:

Mañana domingo, a las 9 en punto de la noche, tendrá lugar en el círculo La Amistad, una extraordinaria velada de ilusionismo por el notable ilusionista norte-americano Mr. Charles Bell, acompañado de miss Mary.


El Nervión, Bilbao, 22 de octubre de 1892, p. 3.  

Entre los muchos premios, reales o inventados, Charles Bell es Caballero de la orden de Carlos I (Rumanía) y Campeón primer premio del Certamen Internacional de Viena 1888 (La Libertad, Vitoria, 4 de noviembre de 1892, p.3. Entre otros lugares, la pareja actúa en León (enero de 1893), Badajoz (mayo de 1893), Pamplona (noviembre de 1893)...

kalb 01

Charles Bell y Mary Fay, Programa de mano, [Madrid, c. 1893], R. Velasco, impresor.

Durante el año siguiente, los volvemos a encontrar en Almería (marzo de 1894) y en Madrid (diciembre 1894). En realidad, la pareja se va adaptando a situaciones muy variadas, y si sigue presentando números en teatros, también lo hacen en lugares más privados como el Centro del Ejército y de la Armada (La Correspondencia de España, Madrid, viernes 7 de diciembre de 1894, p. 3), en este último caso, actúa sólo Charles Bell. Al año siguiente, están de nuevo en Madrid (enero y febrero de 1895) y en Vitoria (octubre de 1895) entre otras ciudades. Lo que se puede señalar es que la Península ibérica se ha convertido en el lugar principal de actuación de Charles Bell y Mary Fay, en España y posiblemente Portugal.

Lo que dificulta el seguimiento de Karl Kalb es indudablemente su propensión a cambiar cameleónicamente de nombre. Pocas dudas existen, por ejemplo, de que el Mr. Pindaro que actúa en Innsbruck, en septiembre de 1894 y agosto de 1895, no sea él. Basta con fijarse en el nombre de su pareja y en el espectáculo de ilusionismo para convencerse. También conocemos a un tal "Pindaro Calvoni" que anda por Italia...

kalb 03 kalb 02
Innsbrucker Nachrichten, Innsbruck, 3 September 1894, p. 8 Innsbrucker Nachrichten, Innsbruck, 8 August 1895, p. 13

La primera gira con el cinematógrafo  (1896-1897)

VALENCIA

Si se puede considerar 1896 como un año clave es que, por primera vez, Karl Kalb va a hacer del cinematógrafo el instrumento esencial de sus espectáculos. Durante los primeros meses del año, en realidad, nada cambia. Como ejemplo, el espectáculo que dan Charles Bell y Mary Fay:

Gacetilla
La velada recreativa dada anoche en el "Círculo Menorquín" por el celebrado ilusionista y notable calígrafo Mr. Bell y su señora tuvo un éxito completo mereciendo de la numerosa y escogida concurrencia generales y repetidas demostraciones de aprobación, los trabajos verificados que lo fueroncon suma habilidad y extraordinaria limpieza.
La primera suerte consistió en un trabajo caligráfico ejecutado en breves momentos que llamó poderosamente la atención de los concurrentes por la belleza del dibujo la corrección de los rasgos y el gusto del conjunto.
Las demás suertes fueron de moderna prestidigitación , agradando mucho algunos por su novedad y todos por la precisión y delicadez con que fueron ejecutados siendo completa la ilusión producida en todos ellos.
La concurrencia quedó plenamente satisfecha y complacida de la velada tributando sus elogios a los distinguidos artistas Mr. Bell y su simpática esposa Mary Fay que tomó parte importante en los trabajos ejecutando algunas suertes de ilusión y escamoteo que hicieron las delicias del público que le prodigó justos y merecidos aplausos.


El bien público, Mahón, 28 de enero de 1896, p. 2-3.

El artículo nos confirma que Mary Fay es la esposa de Charles Bell y por otra parte indica que la fórmula del espectáculo poco ha variado en los últimos tiempos. Una originalidad consiste en la suerte de caligrafía, un ejercicio indudablemente sorprendente en los números de varieté. En enero, la pajera está en Baleares, y en febrero en Valls y Tarragona...

Los ilusionistas siguen sus recorridos por la Península. Es muy probable que ya hayan estado en Portugal, en otras ocasiones, como en ese mes de junio de 1896, donde coinciden, en el Real-Colyseu, con Edwin Rousby, un húngaro, que viene presentando su animatógrafo, un aparato construido por el británico Robert W. Paul. En aquel momento, resulta claro que el que se hace llamar todavía Charles Bell no ha pensado en presentar un cinematógrafo.

kalb 04

Anuncio, Real Colyseu, Lisboa, 26 de junio de 1896
reproducido en A. Videira Santos, Para a História do Cinema em Portugal, Lisboa, Cinemateca Portuguesa, 1990, p. 66

El descubrimiento de las imágenes animadas despierta, muy probablemente, un gran interés en Karl Kalb, quien ha presentado el fonógrafo Edison, en 1890. Entre los muchos aparatos que en aquel momento ya se pueden comprar -salvo el Lumière y el Gaumont-, Charles Kalb, como ya se da a conocer, se hace con un vitagraphe de la casa Clément & Gilmer de París. En el catálogo de 1897, se reproduce un breve texto en el cual Charles Kalb expresa su satisfacción por utilizar ese aparato: 

Paris, 13 mars 1897
Je vous déclare avec grande reconnaissance d’avoir employé votre VITAGRAPHE pendant plusieurs mois dans mes tournées artistiques en Espagne et Portugal et avec le plus grand succès. Je suis très satisfait de son mécanisme et les résultats obtenus avec votre appareil n’ont rien laissé à désirer.
Charles Kalb.


Clément & Gilmer, Vitagraphe, Liste des Films, Paris, imp. L. Parly, 1897, 20 p.

La gira, que va a durar casi seis meses, empieza por la ciudad de Valencia. Tal vez eso tenga que ver con Miguel Pellicer que sabemos comercializa aparatos cinematográficos desde 1896. Los cambios son radicales ya que el pionero deja por completo sus números de ilusionismo y actúa solo, sin Mary Fay. Antes de la llegada de Kalb, la ciudad mediterránea, sólo ha oído hablar de un "vitógrafo" - nombre desconocido, y casi parónimo del aparato que va a utilizar el austriaco-. No sabemos si, en el teatro Apolo, organiza una sesión previa para la prensa y los oficiales, pero es posible que haya tenido lugar si nos atenemos a la forma de reseña del periodista de El Pueblo:

Este noche abre sus puertas el favorecido teatro de Apolo, en el que, como dijimos, va a actuar una buena compañía de declamación, de la que forman parte la primera actriz Juanita Martínez y los Sres. Colom, Valero y Palanca.
Las obras elegidas para el debut son el notable drama de Echegaray, El estigma y el gracioso sainete Los asistentes.
La empresa, habiendo firmado ya el contrato con Mr. Charles Kall [sic], de París, podría ofrecer durante la temporada el invento más prodigioso del mundo científico y que necesariamente ha de entusiasmar al público.
Trátase del Cinematógrafo o fotografía del movimiento, ingeniosa y notable conquista científica, que presenta ante el asombrado espectador escenas de la vida, sorprendidas con toda propiedad y sin pérdida de los más pequeños detalles.
La visión no puede ser más completa. A la representación de un boulevard de París, con su torrente de transeúntes, su desbordamiento de carruajes e interminable desfile de ómnibus y tranvías, sigue una escena de pugilato con tal propiedad reproducida, que parece percibirse el crugir [sic] de los puños que chocan contra el pecho del contrincante; sigue a esto un tren que avanzando a toda máquina para velozmente ante el público, que cree oír la trepidación del convoy; un regimiento que pasa, una casa que se derrumba al ser presa de formidable incendio.
Todo esto tan maravillosamente representado que la visión se toma por realidad, se apodera del Ánimo el entusiasmo y hasta parece oírse el movimiento.
No dudamos que el Cinematógrafo será el clou de la temporada de Apolo y que para aplaudirlo, acudirá sin reservas nuestro público.


El Pueblo, Valencia, sábado 5 de septiembre de 1896, p. 2.

Además de los cambios de seudónimos, hay que tener en cuenta los gazapos de los periodistas. En Valencia, repetidas veces se habla de "Kall". Tras el ensayo general del 9 de septiembre (El Pueblo, Valencia, jueves 10 de septiembre de 1896, p. 2), la inauguración tiene lugar al día siguiente. La reseña más interesante es la que publica La Correspondencia de Valencia ya que detalla los títulos que se presentan:

Un aparato curioso
Dice nuestro colega La Correspondencia de Valencia:
"Anoche se presentó en el teatro de Apolo el nuevo espectáculo conocido por el Cinematógrafo, aparato que da animación a la fotografía, reproduciendo con fidelidad escenas de la vida real. Junto a la batería del palco escénico se colocó una gran pantalla de tela blanca, sobre la que se proyectaron los cuadros. Gustaron mucho un baile indio, la fiesta de la rosa en un pueblo de Francia, el boulevard de los Italianos de París, un establecimiento de baños, jardinero regando un jardín, la llegada de un tren y otras. El público aplaudió ruidosamente desde el primer cuadro, y llegó a su colmo cuando vio el imponente movimiento de gentes y coches que se cruzan en todas direcciones en uno de los boulevards de París.
Como tomadas de fotografías que son, cada figura tiene su carácter especial, y se destaca con tal brillo, que pueden apreciarse hasta los menores detalles movimientos y de indumentaria tal y como si estuviese uno viendo desde su balcón el desfile en el mismo boulevard.
De magistral efecto es también la llegada de un tren a la estación de Francia, de donde se ven salir numerosos viajeros con sus equipajes en medio de los empleados que dan órdenes y contraórdenes.
La misma animación presentan los demás cuadros, aunque representando escenas distintas que todas fueron muy del agrado del público, el cual pidió la repetición de algunas, pero no pudo quedar complacido por no permitirlo de momento el aparato.
Mr. Kall añadió un cuadro que gustó mucho: un jardinero está regando un jardín, y un muchacho se coloca encima de la manga para que no salga el agua. Advertido el jardinero, va en persecución del muchacho, a quien da una obligada ducha.
El espectáculo será visto por toda Valencia, y la empresa hará un buen negocio."


La Verdad, Tortosa, sábado 12 de septiembre de 1896, p. 3.

La inestabilidad de los títulos en la prensa indica en cualquier caso que las cintas no llevan títulos bien definidos. Durante esa misma sesión inaugural, el diario Las Provincias evoca los mismos títulos, aunque con variantes: "todos los detalles y movimientos una zambra gitana, el desfile de un batallón escolar en Francia, el boulevard de los Italianos de París, con su gran animación de gente de a pié y un coche; un establecimiento balneario, en el que se nota hasta el movimiento del mar los chapuzones de los bañistas." (Las Provincias, Valencia, 11 de septiembre de 1896). La vista Zambra gitana corresponde al cuadro Danse espagnole, una cinta de Pirou, distribuida por la casa Clément & Gilmer.  

Las sesiones van a seguir  hasta que, al cabo de cuatro semanas, se le ocurre a Charles Kalb presentar El Can-can - en el catálogo de Clément & Gilmer existen varios "Quadrille" que podrían corresponder a esta vista- un cuadro que provoca tanto el entusiasmo como la polémica: "El nuevo cuadro del cinematógrafo, a pesar de que por cierta parte del público fue recibido con grandes muestras de regocijo, puede asegurarse que no gustó, porque realmente, resulta un poco fuerte para las distinguidas familias que vienen favoreciendo dicho coliseo con su constante asistencia." (Las Provincias, Valencia, martes 6 de octubre de 1896). Cuadro que presenta durante pocos días (El Mercantil valenciano, Valencia, sábado 10 de octubre de 1896.) A lo largo de su estancia, Charles Kalb va renovando con cierta frecuencia su repertorio siempre con cintas del catálogo del vitagraphe:

El cuadro nuevo que presentó el cinematógrafo se titulaba Campesinos de fiesta en uno de los bailes de Auvergnats. El público demostró que le había gustado, aplaudiéndole, aunque las figuras de dicho cuadro son las mismas que se ven en el de Una comida con incidentes. Como de costumbre, Mr. Kall tuvo que añadir dos cuadros más, que eran El drama terrible y Maniobras militaresParte del público de las galerías altas pidió la presentación del cuadro del Can-can, pero por fortuna para las personas de buen gusto, aquella vista se había descompuesto.


Las Provincias, Valencia, sábado 10 de octubre de 1896.

Al cabo de unas seis semanas, Charles Kalb anuncia su despedida en el cartel del 18 de octubre :

AL ILUSTRADO PÚBLICO VALENCIANO. Siendo hoy las últimas funciones en que tengo el honor de presentar al público de Valencia mis trabajos en el Cinematógrafo, el cual he tenido el gusto de ser el primero que como novedad lo ha presentado en esta capital, cumplo de deber al manifestar mi sincero agradecimiento por la gentil y cariñosa acogida que la ilustrada prensa y el inteligente y bondadoso público me han dispensado y que no olvidaré jamás, siendo mis mayores deseos tener ocasión de volver pronto á tan bella y hospitalaria tierra, procurando siempre ser el primero en presentar lo mejor y lo más nuevo que produzcan los grandiosos adelantos del presente siglo. CHARLES KALB.


Cartel de las últimas funciones del cinematógrafo en Valencia, viernes 18 de octubre de 1896, BV.

kalb 05

Sin embargo, va a seguir unos días más en la capital del Turia, aprovechan la ocasión para ofrecer la cinta El Tren que presenta como la Llegada de un tren de Teruel a Segorbe:

APOLO
[...]
…Mr. Kalb repitió anoche en el cinematógrafo los mejores cuadros, uno de los que, según anunció, representaba la “Llegada de un tren de Teruel a Segorbe”.
Escusamos decir el entusiasmo con que fue recibida la nueva “que desde allí ha de venir”.
Tan a gusto de la distinguida concurrencia fue, que Mr. Kalb tuvo que repetir el viaje, entre grandes aplausos; pero aunque la ilusión parecía completa, muchos espectadores decían al salir del teatro: ¡Lástima no sea verdad tanta belleza!


Las Provincias, Valencia, 25 de octubre de 1896.

El procedimiento es habitual, y muchos pioneros no vacilan en cambiar títulos como "el mar" o "el tren" añadiendo un lugar para darle a la cinta un color local. Pero en el caso de Charles Kalb es la marca de su humorismo, asumiendo la cuestión local del tren entre Teruel y Segorbe, que todavía no existe en el momento de las proyecciones y que ha sido objeto de numerísimos debates y artículos en la prensa por ser Teruel la única capital de provincia que no tiene tren. De hecho, la inauguración sólo es efectiva en 1898 cuando se abre la línea :

Nos escriben de Segorbe que es casi seguro que el día 15 del presente mes se celebre la inauguración del ferrocarril en construcción.
Las obras están ya muy adelantadas, y estos días han trabajado con gran ahínco, no solo los ingenieros de la empresa, sino los de la División d ferrocarriles.


Heraldo de Castellón, Castellón, sábado 2 de abril de 1898, p. 2.

El éxito de las vistas de trenes es tal que el catálogo de Clément & Gilmer propone varias cintas: Arrivée et départ du train de Menton à Monte-Carle (Série 3 461), Arrivée d'un train (gare de Joinville) (Série 2 325, Arrivée d'un train (Gare de Vincennes) (Série 2 298), Train en gare de Passy (Série 1 (B) 157) y Arrivée d'un train (Série 1 (B) 119). Alguna de ellas se esconde detrás del título inventado por Kalb.

Se conoce que durante su estancia en Valencia, Charles Kalb toma contactos con otras ciudades (Cádiz, Castellón de la Plana) para poder presentar su cinematógrafo:

Sin que esto sea asegurar la venida a esta ciudad de Mr. Carles Kalb con su prodigioso aparato el “Cinematógrafo”, es probable todavía que venga por haber quedado sin efecto su contrato con la empresa de un teatro de Cádiz por razones de índole especial.
Y decimos que será muy probable que venga por habernos sorprendido esta mañana un telegrama en el que se nos dice que se está ensayando la luz drumont que es la que se utilizará para las proyecciones de los cuadros caso de exhibirse estos en nuestro teatro.

Heraldo de Castellón, Castellón, miércoles 21 de octubre de 1896, p. 2.

También tiene la intención de ofrecer sesiones en Tortosa (La Verdad, Tortosa, miércoles 7 de octubre de 1896, p. 2), pero finalmente, después de despedirse del público valenciano, el 26 de octubre, sige su ruta hacia Madrid.

MADRID

Apenas cinco días después, Charles Kalb está en el teatro Apolo de la capital donde va a permanecer un mes. La sesión inaugural se ofrece de forma muy habitual con la evocación de algunas vistas:

Anoche alcanzó gran éxito en el teatro de Apolo el cinematógrafo presentado por Mr. Charles Kalb.
Todos los cuadros fueron muy esplendidos, especialmente uno graciosísimo en el que al natural se detallan las molestias que en una noche de estío le producen los insectos a un prójimo en la cama.
El cuadro que en colores representa a Miss Ida Fuller en el baile Serpentina, es el más notable de la colección presentada anoche. El de los segadores, del mismo género que el anterior, es también de mucho efecto. Como los precios de las localidades no se han alterado y el espectáculo ofrece aquel aliciente más, es indudable que el cinematógrafo llevará todas las noches extraordinaria concurrencia al teatro de Apolo.


La Correspondencia de España, Madrid, Domingo 1 de noviembre de 1896, p. 2.

Si bien se van anunciando algunas películas, lo más significativo es la forma en que Charles Kalb utiliza el humor para acompañar sus presentaciones. Desde 1889, está claro que ya maneja la lengua española y que puede, incluso, bromear como lo recoge La Iberia:

Teatro Apolo 
Cinematógrafo Kalb.– Mr Charles Kalb, cinematografista francés y guasón transpirenaico dio anoche dos sesiones en el teatro de Apolo, presentando fotografías instantáneas muy curiosas.
-Primer cuadro– exclama Mr Kalb– “Senadores yanquis bailando una danza grotesca.”
– Otro cuadro.– “Un drama dramático”.– Escena graciosísima insecticida, que se desarrolla en la alcoba de una casa de huéspedes a las tres de la mañana.
Otro.– “La danza serpentina”, en colores.
Otro.– “Los zares en París”.
***
El cinematógrafo de Mr Kalb es notabilísimo.
El movimiento de los clichés, que molesta algo la vista del espectador, es en el aparato de Mr Kalb apenas perceptible.
Las fotografías son interesantes unas y muy ingeniosas las demás.
El cinematografista francés anuncia los cuadros con donosas consideraciones.
-Ahora –exclama– la playa con arenas lo que se ve en el fondo es el mar, con sus olas y sus espumas y todo
Mr. Kalb fue muy aplaudido al concluir las dos sesiones.
Este espectáculo llevará mucha gente al teatro de Apolo.


La Iberia, Madrid, domingo 1º de noviembre de 1896, p. 2.

Después de ser norte-americano, ahora se convierte en un francés... Probablemente, el propio Charles Kalb juegue sobre su nacionalidad con su humor acostrumbrado. Por lo demás, las sesiones se van anunciando a lo largo del mes de estancia sin que se pueda observar nada relevante hasta la despedida del 29 de noviembre (La Correspondencia de España, Madrid, sábado 28 de noviembre de 1896, p. 1).

OTROS ESTANCIAS : VALLADOLID, VITORIA, SANTANDER, BILBAO, IRÚN 

El resto de la gira por España cambia de aspecto en la medida en que las estancias en las ciudades son bastante más cortas. En Valladolid, inaugura las exhibiciones el 10 de diciembre (El Norte de Castilla, Valladolid, viernes 11 de diciembre de 1896, p. 3.) para acabarlas unos días días después (El Norte de Castilla, Valladolid, lunes 21 de diciembre de 1896, p. 2). Algo parecido ocurre en Vitoria donde se inaugura 25 de diciembre (El Anunciador Vitoriano, Vitoria, jueves 24 de diciembre de 1896). En la capital alavesa, Charles Kalb presenta dos vistas taurinas que hasta entonces no parece haber exhibido:

En el Cinematógrafo de Carlos Kalb se exhibieron, como novedad, dos escenas de la fiesta nacional, la salida de cuadrillas y saludo á la presidencia, y la suerte de capa. En ambas resultan las figuras muy peque ñas, algo así como vistas en la realidad con los gemelos al revés.


La Concordia, Vitoria, viernes 1 de enero de 1897, p. 3. 

En el catálogo de Clément & Gilmer no aparece ninguna vista de corrida, pero no se puede descartar que Charles Kalb haya podido comprar estas cintas a otro "editor" (productor) o a algún exhibidor. Las sesiones alavesas se acaban el 1º de enero de 1897 (La Libertad, Vitoria, sábado 2 de enero de 1897, p. 1). La gira lo lleva a Santander para una corta estancia, aunque la prensa da más repercusión a estas sesiones: 

Teatro
La novedad de anoche era la presentación del magnífico Cinematógrafo de Mr.  Charles Kalb. El espectáculo es, en verdad, sorprendente y será muy agradable una vez que se corrija por completo el defecto de la trepidación, que fatiga la vista del espectador, produciéndole un verdadero mareo. En el Cinematógrafo que vimos anoche no aparece este defecto tan marcado como en otros y, según manifestó el señor Kalb, la pequeña titilación de las vistas se debía a estar mal enfocado el aparato por la precipitación con que había sido colocado.
Esta noche, corregida la deficiencia, desaparecerá en absoluto aquel inconveniente.
Función para hoy a las ocho:
1º Los descamisados.
2º La marcha de Cádiz
3º El Cinematógrafo.
Fotografías en movimiento de tamaño natural, presentado por Mr. Charles Kalb:
-1º Le boulevard des italiens de París.
-2º Visita del Czar en París.
-3º La sorpresa del jardinero.
-4º La plaza de la República, París (estreno).
-5º Los segadores, en colores.
-6º Baños de mar, en colores.
-7º La serpentina Miss Fuller, en colores.
-8º Baile de campesinos (estreno).
4º Campanero y Sacristán.


El Cantábrico, Santander, viernes 8 de enero de 1897.

Durante su estancia en Santander, Charles Kalb también presenta las siguientes vistas: Baile de guerreros Singhaleses (El Cantábrico, Santander, viernes 7 de enero de 1897), Paseo de un regimiento, Llegada de un tren expreso, La coronación del Czar en Moscow, El premio de la virtud, Un embarque infantil (en colores) y la corrida de toros. (El Cantábrico, Santander, lunes 11 de enero de 1897). Y se despide, ese mismo 11 de enero de 1897.

Bilbao, Charles Kalb llega con la compañía cómico-lírica dirigida por José Riquelme, con quien ya ha actuado en la capital cántabra. Poca atención tienen los periodistas a la hora de reseñar las sesiones del "lucematógrafo" del que llaman Mister Babe, otro seudónimo (El Nervión, Bilbao, miércoles 13 de enero de 1897, p. 3.) y que se inauguran el 13 de enero. También lo bautizan "Kald". Las proyecciones tienen lugar en el teatro Arriaga, pero la prensa hace poquísimos comentarios. La última sesión tiene lugar, probablemente, el 24 de enero. Finalmente, hacia el final del  mes de enero, Charles Kalb ofrece sus últimas exhibiciones en la ciudad fronteriza de Irún, poniendo término a su gira por España.

irun teatro 01

Cartel de la presentación del cinematógrafo en Irún (30 de enero 1897)
© Sección B (Fomento), Negociado 3 (Espectáculos públicos), libro nº1, Archivo Municipal de Irún

Esta gira cinematográfica ocupa un lugar particular en la vida artística de Karl Kalb que de forma constante ha privilegiado el ilusionismo en sus números de varieté. Posteriormente, el cinematógrafo parece haberse convertido en uno de los elementos del espectáculo de la pareja.

El final de su carrera (1897-1908)

No disponemos de muchas informaciones relativas al final de la carrera de Karl Kalb. Probablemente se encuentra algún tiempo en París desde donde escribe en marzo, el breve texto publicado en el catálogo Clément & Gilmer. A partir del mes de mayo, organiza una nueva gira por los Países bajos donde va presentando su biograaph en Rotterdam (mayo), Breda (octubre) Tiburgo y Nijmegen (noviembre), Leeuwarden (diciembre), en Utrecht (sala del Tívoli, marzo de 1898) y en Antwerpen (mayo). Posteriormente (1898-1899) también efectúa una gira por Bélgica (Amberes, Bruselas, Liega, etc.).

kalb 06 utrech tivoli
Nieuwe Tilburgsche Courant, Tilburg,
7 de noviembre de 1897
Utrech, gran sala del Tívoli, 1900
© utrechtproject

Entre los años 1901 y 1902, lo localizamos repetidas veces en Austria (Innsbruck, Salsgurg...) donde sigue utilizando el seudónimo Pindaro. En el extranjero, las parejas lleva el nombre de los Calvinis. Años más tarde, vuelve a España, pero como siempre utiliza un nuevo seudónimo que complica su identificación. En enero de 1905, los Calvini's están por Andalucía. En Cádiz, se instalan en el Teatro Cómico:

Mañana sábado abrirá de nuevo sus puertas el lindo teatro Cómico para dar exhibiciones de Cinematógrafo con colección de fotografías animadas y darán dos únicas representaciones los ilusionistas internacionales Mr. y Mme Calvini con trabajos de novedad.
Por la Sra Mary Jay, la mágica moderna, experiencias con cacatúas amaestradas.
El espectáculo se dividirá en secciones, dándose en cada una de ellas cuadros variados, terminando con el de larga duración “El viaje a la Luna” de Julio Verne en colores, la vista más fantástica e interesante presentada hasta hoy.
La prensa de Barcelona hace elogios de la troupe en cuya capital han trabajo últimamente.


Diario de Cádiz, Cádiz, viernes 13 de enero de 1905, p. 2.

kalb 08 kalb 07
Teatro de Sainte-Foy-la-Grande
27 de noviembre de 1900
El Tiempo, Santa Cruz de Tenerife, martes 14 de marzo de 1905, ed. de la tarde, p. 1.

Tal vez hayan seguido por otras ciudades andaluzas antes de presentar su espectáculo en las islas Canarias, en marzo de 1905, y su recorrido los lleva a Las Palams, La Orotava y Santa Cruz de Tenerife. Gracias a un artículo de El Tiempo se aclara el seudónimo:

El prestidigitador austriaco Mr. Charles Kalb (Calvini’s), que se encuentra de paso en esta Capital, ha solicitado del Alcalde que le conceda el Teatro para dar tres funciones en la próxima semana.
Dicho artista exhibirá, también, un magnífico cinematógrafo.


El Tiempo, Santa Cruz de Tenerife, jueves 9 de marzo de 1905, p. 1.

Estas sesiones son las últimas que hemos identificado en España donde la pareja no parece haber vuelto. En años posteriores, entre 1905 y 1908, repetidas veces la pareja se anuncia en la prensa austriaca, antes de desaparece. 

Afin d'optimiser votre expérience sur ce site, nous utilisons des cookies. Ils visent essentiellement à réaliser des statistiques de visites. En poursuivant votre navigation, vous acceptez l’utilisation de cookies.