Adrián GUAL

(Barcelone, 1872-Barcelone, 1943)

gual adria

Jean-Claude SEGUIN VERGARA  

1

Adrián Gual Queralt (Barcelone, 08/12/1872-Barcelone, 20/12/1943) épouse Dolores de Sojo Pratdesaba. Descendance:

  • José Gual de Sojo épouse Mercedes Comabía.
  • Elena Gual de Sojo
  • Adrián gual de Sojo épouse María Dalmau.

2

Los espectáculos Graner (octubre 1904)

graner

L'Esquella de la Torratxa, Barcelona, nº 1349, 11 de noviembre de 1904, p. 726

A finales de 1904, se va a inaugurar en Barcelona, una nueva sala de espectáculos, la Sala Mercè, que propone unos espectáculos imaginados por el pintor Lluis Graner. La sala ha sido decorada por el propio Antonio Gaudí, pintada por Salvador Alarma, y el dramaturgo Adrià Gual aporta su propia experiencia. El proyecto es ambicioso y participa de la vanguardia barcelonesa de principio de siglo. Se trata de proponer al público una forma nueva y moderna de combinar las artes visuales, escénicas y cinematográficas. A partir del 28 de octubre se anuncia el nuevo local y su próxima inauguración:

Mañana por la noche abrirá sus puertas al público el nuevo local de espectáculos «Sala Mercé» en la Rambla de los Estudios, dispuesto de una manera muy original y artística por el arquitecto don Antonio Gaudí.
Los espectáculos «Visiones musicales» y «Películas habladas» que allí se darán son completamente nuevos y originales de nuestros más distinguidos artistas en escenografía, música, fotografía, literatura, teatro, etcétera, bajo la dirección del pintor don Luis Graner, de modo que no es aventurado el suponer que llamará poderosamente la atención del público.
Para solemnizar esta inauguración el señor Graner nos ha remitido 15 bonos de pan, carne y arroz, que hemos repartido entre familias necesitadas.


La Vanguardia, 28 de octubre de 1904, p. 3.

1904SalaMerce

Sala Mercè
© 
Arxiu GMN (Antoni González)

Sin embargo, la sesión inaugural sólo tiene lugar unos días más tarde, sesión reservada a las autoridades y a los periodistas y La Publicidad es la que da la información más pormenorizada del estreno de las películas:

Sale Mercé.-En la rambla de los Estudios se verificó ayer la inauguración de la "Sale Mercé". Es un local severo y elegante que acusa la personalidad del arquitecto Sr. Gaudi. Los espectadores se colocan en una gradería, sentándose en cómodas sillas, y la sala queda iluminada por una luz muy tenue, quedando el ambiente en una penumbra que obliga a concentrar la visión en el pequeño escenario. También contribuye a este efecto, al estar desprovista la sala de adornos que pudiesen distraer la atención de los espectadores. La tonalidad general es de barro cocido claro. Las proyecciones cinematográficas habladas se llevaron el aplauso de la concurrencia. Fueron sin duda lo más saliente, porque lo mismo la del "Teléfono" que "Dolor de muelas" divirtieron, arrancando carcajadas por lo bien que encajaba el diálogo con la visión cinematográfica. También es notable una película de la excursión al famoso pico de Pilatos, en que puede admirarse la grandiosidad de aquel fragmento agreste de naturaleza.
Quizá porque habíamos tenido el natural en frente no nos produjo impresión la visión musical de Montserrat, que mostraba el artificio y resultaba empequeñecida la cosa por falta de ambiente verdadero. También hay que confesar que los versos de D. Manuel Folch y Torres no pueden inspirar a ningún músico ni pintor.
La "Sala Mercé" es un local que acredita a su director, el celebrado pintor Luis Graner, y es de esperar que acudirá numeroso público a presenciar los espectáculos que en ella se den.


La Publicidad, Barcelona, 4 de noviembre de 1904 (noche), p. 3.

Entre las innovaciones que va a proponer la sala Mercé durante meses, están estas "películas habladas". El propio promotor de estas cintas es el célebre dramaturgo Adrià Gual que explica detalladamente lo que es esta experiencia:

En aquells moments, el fet de no ésser gaire profús l'espectacle cinematogràfic barceloní ja constituia una amenaça.
La gent de bon paladar es nodrien cinematogràficament, de les sessions donades a can Napoleón, fotògraf famós, que fou el primer cenacle on varen mostrar-se els films d'art, així com també els documentals de bona mena.
[...]I heus ací com, d'una pensada a l'altra, ben aviat es va arribar a la producció pròpia, amb el propòsit que fos amenitzada pel mitjà de la paraula.
Ja veieu si és cosa curiosa! ¿Com? Oh!... Les pensades plenes d'un marcat primitivisme marquen camins tanmateix. Els aparells sonors, que avui es troben a l'ordre del dia i que costen un daltabaix de diners, ensems que representen un veritable, un meravellós esforç, en l'ordre científic, varen ésser en aquells moments iniciats per vies de la paraula, ella mateixa, sortida senzillament del mateix individu, que per endavant havia filmat l'episodi i que es col-locava enfront de la tela projectora, amagat de l'espectador. Ja veieu si era cosa senzilla.
Havíem aplegat amb aquest objecte uns quants elements del meu "Teatre Íntim" que es trobava disponible per al cas: en Puiggarí, en Carles Capdevila, en Balot, en Rafael Moragues. De fet, aquests foren els herois de la pel.licula parlada, que tant d'èxit obtingué a la "Sala Mercè".
Val a dir que, una vegada davant el camí de la pràctica, vàrem assolir la perfecció d'aquell nou aspecte avui substituït per elements mecànics.
La paraula s'ajustava meravellosament al gest, i els sorolls complementaris ho feien tant com la paraula. Els arguments d'aquells episodis sortien de nosaltres mateixos i teníem per operador un francès que es trobava a Barcelona, un tal Chaumont, que fou més endavant tècnic d'anomenada i filmador de "Kabiria" de D'Anunzio.
Cal veure el públic com s'ho prenia, com reia i com anava a veure aquelles pel.lícules. Més d'una vegada, un cop familiaritzats els intèprets amb la seva pròpia imatge, es permetien de modificar els textos a cada sessió, una mica així com els improptus de la comèdia italiana.
El telèfon, El mal de queixal, Broma de Carnaval, L'home de la por, El bagul màgic, El carrretó dels gossos. Els duros sevillanos, Soirée agitada, Qüestió d'honor... Pels títols podreu endevinar de qué es tractava. Uns sketchs a la barcelonina d'aleshores, empeltats de l'esperit del Cu-cut, no sabría com revelar-vos-els més pel clar.
Ja veieu que no tinc manies, i és perquè veig les cosas tal com són, que en aquesta ocasió m'abstinc de dir-vos quiins d'aquells episodis era autor jo mateix. Declino aquest honor!, però tampoc no hem vull estar de dir que aquella manifestació va posar en interrogant, un problema que no s'ha resolt fins fa pos: el cinema parlat; ja veieu per on.


Adrià Gual, Mitja vida de teatre, Barcelona, Aedos, 1960, p. 189-190.

capdevila puiggari balot
Carles Capdevila
La Escena Catalana, Barcelona,
9 de diciembre de 1911, p. 1
 Artur Balot
La Escena Catalana, Barcelona,
6 de enero de 1912, p. 1
Lluis Puiggarí
La Escena Catalana, Barcelona,
24 de noviembre de 1906, p. 1

Según lo que cuenta Gual -con varias inexactitudes a propósito de Segundo de Chomón- las "películas habladas" son frutos de la colaboración entre el dramaturgo -autor de unos cuantos argumentos-, Segundo de Chomón y los actores del "teatro íntimo", creado en 1898. Por otra parte, la lista que propone es bastante exacta y corresponde a buena parte de las cintas presentadas en la Sala Mercé. En cualquier caso, el turolense es con toda probabilidad el operador de las cintas. Según los recuerdos del dramaturgo catalán, las "películas habladas" combinan la proyección de cintas, expresamente rodadas para la Sala Mercé, con los diálogos de los actores, situados probablemente detrás de la pantalla, diálogos que pueden cambiar o evolucionar según las sesiones. Realmente, no se puede decir que se trate de una auténtica novedad, en la medida en que tanto los explicadores como otros actores, ya han asociado su voz con lo que ve el espectador, sin contar con las sincronizaciones de proyectores con fonógrafo. De hecho, pocos días antes de la inauguración de la Sala Mercé, ya se presentan "películas habladas" en el Cinematógrafo del Diorama:

Noticias de espectáculos
Llama cada dia más la atención del numeroso público que frecuenta el Cinematógrafo del Diorama las funciones de zarzuela, representadas por autómatas que se mueven con mucha naturalidad, y recitan y cantan con gran ajuste y entonación.
Al propio tiempo han introducido la novedad, que produce muy buen efecto por cierto, de proyectar películas habladas, lo que hace, ayudado de la fijeza de las mismas en sus proyecciones, que produzca la impresión de la realidad.


La Vanguardia, Barcelona, 8 de octubre de 1904, p. 3

Las preguntas que surgen están relacionadas directamente con las películas proyectadas: ¿Son los mismos actores los que están en la pantalla y los que dicen los diálogos en la sala? ¿Adaptan sus diálogos a películas no rodadas expresamente para la Sala Mercé? ¿Son "intercambiables los actores entre sí, porque se supone que los mismos no pueden estar continuamente disponibles? ¿Son "explicaciones" o "comentarios" o "diálogos"? Si bien es cierto que algunos títulos pueden corresponder a películas del catálogo Pathé, consideramos globalmente que son películas originales rodadas expresamente para la Sala Mercé, como en el caso de Nit de reys:

Sala Mercé.-La nova pelicula parlada "Nit de Reys", estrenada aquets días, té un exít extraordinari, sent rebuda sempre pel públich nombrós que assiteix a la Sala Mercé ab visibles mostras de goig. Dita película ha sigut impresionada y escrita expressa y exclusivament pera esmentada Sala.
Las grutas construidas als soterranis del local son cada día molt visitadas, havent-shi inaugurat un nou diorama que crida molt la atenció dels visitants.


La Veu de Catalunya, Barcelona, 2 de enero de 1905 (noche), p. 2.

Lo más probable es que las "películas habladas", listadas a continuación, hayan sido rodadas en Barcelona, y que su operador sea Segundo de Chomón:

El Teléfono [El Telefòn], Dolor de muelas [Mal de queixal] (La Publicidad, 04/11/1904), El banch de la mandra (La Vanguardia, 12/11/1904, estrenada el 11/11/1904), Llissó d'esgrima (La Publicidad, 18/11/1904), Brenar económich (ibid., 26/11/1904), Accident en automovil (ibid., 03/12/1904), Una soirée agitada (ibid., 17/12/1904), Nit de reys (La Vanguardia, 31/12/1904), El carretó dels gossos (La Publicidad,  04/01/1905), Un home valent (La Veu de Catalunya, Barcelona, 12/01/1905) -recordada por Adrià Gual como L'home de la por-El Mestre d'estudi (La Vanguardia, 19/01/1905), Un pagès malalt (La Veu de Catalunya, Barcelona, 25/01/1905), Els Duros que no passan  (La Vanguardia, 11/02/1905), Pildoras maravillosas (La Vanguardia, 18/02/1905), Una broma de Carnaval (Ibid., 28/02/1905), Judas (La Vanguardia, 08/03/1905), Catarineta (ibid., 15/04/1905), Magatzem d'invents (Ibid., 30/05/905), Desafio a mort (Ibid., 21/06/1905), El bagul misteriós (Ibid., 11/08/1905) y A cal retratista (Ibid., 17/08/1905).

Un caso muy curioso es el de Els Duros que no passan - que Adrià Gual recuerda como Els duros sevillanos. Este título, algo enigmático hoy en día, lo entiende cualquiera en los primeros años del siglo XX. Se refiere a una moneda falsa difícil de detectar que circula entonces por España. El título recordado por Gual es explícito, pero el que encontramos en la prensa evoca precisamente una película atribuida a Segundo de Chomón, Le Roi des dollarspelícula en la cual precisamente... los "duros" pasan mal. Con esto, emitimos una hipótesis que iremos confirmando: si parece poco probable que se "sincronicen" películas Pathé, más factible podría ser que se realizaran cintas, entre las cuales algunas van a terminar en los catálogos de la casa Pathé. En cuanto al "productor" posible de estas películas podría ser el propio Lluis Graner que termina arruinado tras la experiencia de la Sala Mercé o una "co-producción" con la Macaya y Marro.

La Sala Mercé también propone otras ficciones aunque pocas se anuncian en la prensa como Somni interromput (La Veu de Catalunya, Barcelona, 12/11/1904):

A LA MERCÉ.-S'han estrenat duas novas peliculas ben interessants, una d'ellas parlada.
La una, titulada "Somni interromput", consisteix en una entremaliadura de xicots que emullan a un senyor que está adormit. Resulta d'una execució molt perfecta, produint la hilaritat del públich per la gracia ab que son combinadas las situacions.

La parlada's titula "El banch de la mandra" y va ser molt celebrada per la originalitat dels acudits que l'avaloran. Ademés la seva execusió és també superior.


La Veu de Catalunya, Barcelona, 12 de noviembre de 1904 (medianoche), p. 3.

La que sí se anuncia es la La gallina dels ous d'or  (La Vanguardia, Barcelona, 18/05/1905). El título es idéntico a la cinta de la casa Pathé y no existe otra película que lleve ese título en aquel momento. Además no se trata de una "película hablada". En sí, que la Sala Mercé presente esta cinta no es excepcional, lo que sí ya es más curioso es que sea en Barcelona donde se presente por primera vez. En París, sólo se estrena, en los Grands Magasins Dufayel, en enero de 1906 y sólo figura en el catálogo Pathé de noviembre de 1905. La Poule aux oeufs d'orla reivindica Gaston Velle: "La Poule aux oeufs d'or : premier film à grand métrage. 400 mètres environ", aunque la versión de 1905 es de sólo 280 metros, mientras que la de 1913 es de 345 m. Tenemos además el testimonio de Georges Hatot :

M. HATOT. Deux ans avant, la chose avec laquelle Weil [Velle] se gargarisait, c'était sa "Poule aux oeufs d'or". C'était un très gros succès de vente.


Cinémathèque Française, Les Débuts du Cinéma, Souvenirs de M. Hatot, 15 mars 1948, p. 2.

Por otra parte, en la película trabaja al parecer la actriz Julienne Mathieu, pareja de Segundo de Chomón. Finalmente, en La Poule aux oeufs d'or se reproduce el truco de Le Roi des dollars.

1196 1311b
Le Roi des dollars La Poule aux oeufs d'or 

Teniendo en cuenta esos elementos, podemos pensar que Segundo de Chomón, aunque no dirige la película, proporciona algunos trucos para el rodaje que efectúa el propio Gaston Velle. Muchas coincidencias que nos llevan a confirmar nuestra hipótesis de que Segundo de Chomón rueda películas o escenas de películas en Barcelona.

Dejando de lado las ficciones, la Sala Mercé presenta además unos cuantos documentales, en parte de la casa Pathé, otros debidos probablemente al propio Segundo de Chomón: "La excursión al famoso pico de Pilatos" (Ascension du mont Pilate, Pathé, 1904),  Professó de l'ImmaculadaSolemne professó celebrada a Tokio (Japón)Reforma de Barcelona, Viatge de Don Alfonso XII a París i Londres (Voyage de S. M. Alphonse XIII à Paris, Pathé, 1905), Bodas realesCorrida de toros regiaSalida de la capilla (Fêtes en l'honneur de S. M. Alphonse XIII à l'occasion de son mariage, Pathé, 1906), Terratrémola de Sant Francisco de California... 

La otra novedad que va a presentar la Sala Mercé a partir de marzo de 1905, son las llamadas "películas íntimas". Se trata de retratos de Artistas y literatos catalanes, una propuesta realmente novedosa que consiste en presentar las figuras culturales más importantes de Cataluña. El responsable es el propio pintor Lluis Graner, aunque no sabemos si rueda o deja rodar, en aquel momento, a Segundo de Chomón. El acontecimiento es notable y la prensa dedica artículos detallados como el que publica La Vanguardia que describe minuciosamente las diferentes películas:

UNA VISIÓN NOVÍSIMA en la “Sala Mercé”
Ayer, conforme anunciamos, se inauguró ante el selecto público que de continuo se renueva, en la “Sala Mercé”, la visión do las películas íntimas de los hombres que actualmente constituyen la intelectualidad catalana, sorprendidos en un momento de su vida habitual.
La idea no puede ser más feliz, ni la ejecución más esmerada y perfecta.
El eximio artista don Luis Graner, que dirige personalmente la impresión de las películas cinematográficas, ha escogido los fondos de las escenas, los momentos perpetuados por la fotografía y el tiempo de la exhibición, con tal acierto, que todos los cuadros resaltan interesantísimos y documentados expertamente.
Una rápida descripción de esa parte del espectáculo de la Sala Mercé bastará para que nuestros lectores formen concepto aproximado de su novedad y de su valía como medio da cultura, y como tributo á algunos de los que en esta tierra sobresalen en el campo de las artes y de las letras.
Comienza ese que pudiera llamarse “viaje alrededor del cerebro de Barcelona” por la visión del interior del taller de Ramón Casas.
El notable y sugestivo artista está sentado frente á su caballete de trabajo y aparece en el momento de esbozar sobre la tela la figura de una gentil niña, hermosa criatura que parece sugerir al artista una de aquellas deliciosas cabecitas que son el encanto de los ojos.
Ramón Casas, con una espontaneidad ni un instante supeditada a la observación del objetivo, imprime con rasgo nervioso sobre la tela su rápida visión del original que tiene delante.
Mas el fotógrafo, atraído por tantos elementos de arte como hay en el taller de Casas, ladea la cámara de la máquina y pasea la mirada por la habitación, haciéndonos ver los cuadros y dibujos allí coleccionados, de manera que además del artista, vemos detalladamente el sitio donde se han producido obras tan admirables y que tan alto han puesto aquí y fuera da aquí el prestigio de la pintura catalana.
Este procedimiento de exhibición de los ambientes en que fecundan y producen nuestros artistas y literatos, siguese con los restantes modelos cinematografiados; de manera que la visión es, además de interesante para la curiosidad, instructiva para la observación.
Aparece luego Enrique Clarasó modelando una figura da niño, muy bien colocada. El notable escultor imprime sus dedos en la dócil masa de barro, resultando esta escena, como la anterior, muy interesante.
Modesto Urgell, el maestro en perpetuar las melancólicas visiones de las horas tristes, traza el croquis de una silueta da cementerio; con rasgos resueltos, con aquella su manera personalísima; dibuja como habla.
El maestro da las filigranas pianísticas, don Carlos G, Vidiella, pulsa sobre el obediente teclado una página de Chopín.
Santiago Rusiñol, con su mirada penetrante atisba un momento de la naturaleza, y luego, como si temiese que el espléndido modelo cambiara de aspecto, traslada á la tela la impresión que se refleja en su retina: es el Rusiñol que ha enriquecido todos los museos del mundo con sus jardines luminosos, de árboles recortados, de aguas estancadas, de estatuas con patina de legado secular.
A seguida, como evocado por el deseo del espectador, aparece el Rusiñol poeta; sentado al borde de un surtidor de mármol blanco, escribiendo una página del Jardín abandonado, como si se la dictara la naturaleza misma, que yace allí olvidada de todos, menos del poeta que la revive y la evoca.
Vemos a Arcadio Mas y Fondavila pintando en plain-air el retrato de una adolescente; vemos á Luis Graner tratando de sorprender la expresión de Rusiñol, también a! aire libre; mas el pintor-poeta, que es todo vida que se desborda, sujeto allí en la silla del modelo, cabecea un sueño y al fin  se sacude del compromiso y se levanta desenfadadamente. Es una escena simpática é interesante como pocas.
Vemos á José Llimona modelando una de las colosales figuras para el monumento del doctor Robert.
La mano del genial escultor imprime su voluntad al barro, como la garra del hombre que, convencido de la interpretación, impone su voluntad á mármoles y bronces.
Mientras dura la visita al taller de Llimona, la orquesta completa la sugestión interpretando el himno que compuso el maestro Nicolau á la memoria de aquel gran patricio.
A estas visiones seguirán otras no menos notables, tales como el maestro Millet con el “Orfeó Catalá”, Gual dirigiendo un ensayo del “Teatre Intim”, el templo de la Sagrada Familia y otras muchas, que habrán de sorprender y agradar, porque serán documentos de nuestra vida intelectual. Porque esas películas que ha ideado el señor Graner llegarán á constituir algo así como el índice de cuanto en Barcelona se haga notar por su significación elevada y relevante en las manifestaciones de la inteligencia y el trabajo.


La Vanguardia, Barcelona, 25 de marzo de 1905, p. 8.

Otros series de películas se presentan en los siguientes meses que completan una de las experiencias más modernas de aquellos años. Desde el principio de estos experimentos imaginados por Lluis Graner, Segundo de Chomón ha colaborado, tal vez más como operador que como "director", pero su nombre está asociado a la Sala Mercé y a la vanguardia artística de principios del siglo XX.

La experiencia de la Sala Mercé no es un fenómeno aislado y va a tener una indudable repercusión en toda Cataluña. En Tarragona, por ejemplo, el Patronato del obrero va a presentar las películas que se han estrenado en Barcelona:

El «Patronato del obrero» ha adquirido ya los aparatos para instalar un cinematógrafo en su espacioso local.
Sabemos de buena tinta que las máquinas y aparatos adquiridos son de lo más moderno que se conoce y que la instalación de ellos corre á cargo del inteligente Industrial Sr. Clanchet.
El "Patronato del obrero" se ha puesto de acuerdo con el Sr. Graner y se exhibirán las mismas películas que en la «Sala Mercé» de Barcelona. Parece que solo celebrará sesiones los jueves y domingos.


Diario de Tarragona, Tarragona, 11 de diciembre de 1906, p. 1

Lo mismo ocurre en Valls donde se inaugura un cine, la Sala Valls, que precisamente presenta cintas exhibidas en la Sala Mercé:

El sábado pasado se inauguró el cinematógrafo «Sala Valls». Las películas que se exhibieron son de la «Sala Mercé», dd Barcelona, sobresaliendo Los gossos contrabandistes y Lo Carnaval de Paris. Las proyecciones oscilaban un poco, cosa que creemos se corregirá en lo sucesivo. Deseamos prosperidades á la empresa de dicho cinematógrafo


La Crònica de Valls, Valls, 6 de abril de 1907, p. 3

En la Sala Valls, también se estrenan: La Barbarie dels civilisats  (La Crònica de Valls, Valls, 20/04/1907), Fiestas commemorativas de la batalla del Pont de Goy (Ibid., 06/03/1909)...  

Los espectáculos Graner forman parte de las iniciativas más interesantes del principio del siglo XX. Su carácter vanguardista los acerca a la modernidad catalana. Durante unos diez meses, la Sala Mercé va a presentar esos curiosos programas. Las cosas van a cambiar durante el verano de 1905, y aunque se sigan anunciando, en particular, las "películas habladas", no aparece ningún título nuevo. De hecho, pocas semanas después, Lluis Graner va a ofrecer sus espectáculos en el Teatro Principal:

TEATRO PRINCIPAL
Empezaron anoche las audiciones Graner en el Principal. Antes de la presentación de la visión legendaria "El compte l'Arnau" exhibieron tres películas de cinematógrafo, siendo notable la primera que es una ascensión a los Alpes. Les restantes son del genero cómico y también fueron del agrado del público.
"El Compte l'Arnau" fue presentado con verdadero lujo, centribuyendo el decorado de los Sres.Junyent, Moragas y Alarma, Urgellés y
Vilamara a dar ambiente al cuadro en que se agita la canción popular. Le aparicion del conde l'Arnau produjo gran efecto, terminando el espectáculo entonando la famosa canción popular.
El maestre Morena ilustró musicalmente las situaciones, dändoles ambiente adecuado.
El público aplaudió calurosamente al final de la representación. El teatro estaba completamente lleno.


La Publicidad, 15 de octubre de 1905, p. 2.

El espectáculo sigue unos cuantos meses. En cuanto a la Sala Mercé se convierte durante años en una sala más tradicional.

Bibliografía

GUAL Adrià, Mitja vida de teatre, Barcelona, Aedos, 1960, 360 p.

PORTER-MOIX Miquel, Adrià Gual i el Cinema primitiu de Catalunya (1897-1916), 1985, Barcelona, Publicacions i Edicions de la universitat de Barcelona, 192 p.


Contacts